Empieza Chichihualco a recobrar la calma tras la salida de autodefensa que irrumpió la semana pasada

Texto: Jesús Guerrero

Foto:

Miércoles 8 de mayo de 2024

Chilpancingo

 

Chichihualco empezó a recobrar la calma, luego del retiro, el martes 7, del grupo armado identificado como policía comunitaria del municipio de Heliodoro Castillo, y la permanencia en el pueblo de la Guardia Nacional y el Ejército mexicano.

Aun así, una vecina de las cabecera municipal de Leonardo Bravo, manifestó: “Ya se fueron los policías comunitarios, pero tenemos miedo (de) que las otras dos organizaciones criminales que desde agosto del 2023 se han estado enfrentando con armas de fuego, regresen y nuestras calles vuelvan a ser un campo de batalla”.

El subsecretario de Asuntos Políticos y Sociales, de la Secretaría General de Gobierno, Francisco Rodríguez Cisneros, declaró que las fuerzas de seguridad van a permanecer en Chichihualco.

El grupo armado de Heliodoro Castillo, al que se vincula con la organización criminal Los Tlacos, arribó a Chichihualco el viernes 3, supuestamente, a petición de comisarios y el presidente de Leonardo Bravo, Saúl Villa.

Sin embargo, al retirarse de Chichihualco la autodefensa, un sus líderes que se identificó como Ignacio Hernández, advirtió que si el gobierno del estado no garantiza la seguridad a los habitantes de Chichihualco, van a regresar en diez días.

El contingente armado que estuvo cuatro días en la cabecera municipal, fue de más de 1,500 hombres armados.

Habitantes de Chichihualco protestaron el lunes 6 y el martes 7, en exigencia de la salida de los hombres armados, a quienes a través de pancartas acusaron de tener nexos con el grupo criminal Los Tlacos.

El martes 7, los comisarios de Los Morros, Javier Cuenca; Filo de Caballos, José Solano Flores; Coatepec de la Escalera, Martiniano López González; El Ranchito, Mauro González López, y Campo de Aviación, Anastacio Guzmán, del municipio de Leonardo Bravo, suscribieron un documento en el que rechazan pertenecer al grupo de Los Tlacos.

Referente al grupo criminal Cártel de la Sierra, que dirige Isacc Navarrete, las autoridades lo señalan de extorsionar a la población de Chichihualco.

Este miércoles 8, en Chichihualco fue reabierto el mercado municipal y establecimientos comerciales.

Pero las clases en las 26 escuelas de educación primaria, preescolar, secundaria y de educación media superior siguen cerradas, y los más de cinco mil estudiantes siguen recibiendo clases virtuales.

“Desde agosto del 2023, no hay clases, por las balaceras y ataques con drones explosivos que se tiran los delincuentes”, refirió una vecina de Chichihualco.

 

 

Pobladores de Coacoyulillo, municipio de Chilpancingo, denuncian irrupción armada

Texto: José Miguel Sánchez

26 de enero del 2024

Chilpancingo

 

Pobladores de Coacoyulillo, comunidad serrana de Chilpancingo, denunciaron que la noche del jueves un grupo de civiles armados irrumpieron violentamente y dejaron el saldo de seis personas heridas, cinco vehículos incendiados y varias viviendas baleadas.

Integrantes de la comisaria del Poblado, quienes no quisieron dar su nombre por cuestiones de seguridad, dijeron en declaraciones a reporteros que desde ayer que comenzaron los ataques solicitaron apoyo a una base cercana del Ejército, pero les negaron ayuda.

De acuerdo con los habitantes del lugar, que dieron una conferencia de prensa esta tarde en el poblado, las agresiones iniciaron desde las ocho de la noche y terminaron cerca de las tres de la mañana.

“El Ejército hace pensar muchas cosas, porque ellos estando aquí se fueron y después entraron esas personas a hacernos daño”, mencionó uno de los pobladores.

Lo pobladores dijeron que los hombres armados golpearon a seis personas, las dejaron heridas, ingresaron a varias viviendas, trataron de incendiarlas y prendieron fuego a cinco vehículos.

Además ataron una vaca y derribaron un árbol en la carretera para impedir la circulación.

De los vehículos incendiados cuatro fueron camionetas y un automóvil fue atravesado en la carretera para impedir el paso.

Sobre las viviendas, los pobladores contaron fueron incendiadas quemadas fachadas, interiores y muebles.

Los pobladores dijeron desconocer el motivo de la irrupción violenta.

Hoy por la mañana llegó un convoy del Ejército al llamado de emergencia, pero los pobladores les impidieron la entrada y los corrieron porque los acusaron de complicidad y de omisión.

Policías y militares primero fueron retenidos y despues corridos de la localidad de Coacoyulillo, municipio de Chilpancingo, este 26 de enero del 2024. Foto: Oficial FGE

Los pobladores contaron que durante el ataque un grupo de ciudadanos acudió a la comunidad vecina de Tlahuizapa, donde está una base del Ejército para pedir ayuda, pero su petición fue negada.

Hoy por la mañana que llegó al poblado un grupo de militares los pobladores les impidieron el paso y con palos en las manos les reclamaron la omisión de acudir al llamado la noche de ayer y madrugada de hoy.

A las cinco de la tarde, la Fiscalía General del Estado (FGE) publicó un comunicado donde afirma que se inició una carpeta de investigación por el hecho.

Comunicado oficial de la FGE, este 26 de enero del 2024. Foto: FGE

 

El ataque a esta comunidad ocurre un día después de que rindiera protesta el nuevo secretario de Seguridad Pública Estatal.

Ocurre también un día después de la presencia en Guerrero del titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Crescencio Sandoval González y de la secretaria de Seguridad Pública y Protección Ciudadana.

Salir de la versión móvil