Denuncian a grupos de Facebook por promover la venta ilegal de pericos y loros

Foto: Redes
Última actualización:

Texto: Alberto Ramírez 

Foto: Redes

Martes 23 de abril del 2024

Chilpancingo 

 

En diversos grupos de compra y venta de Facebook traficantes de flora y fauna silvestre ponen a la venta diferentes psitácidos mexicanos. 

Esta práctica es ilegal porque todos se catalogan en alguna categoría de riesgo.

Los psitácidos se clasifican en cuatro categorías: guacamayas, loros, cotorros y pericos.

La Norma Oficial Mexicana -059 (NOM-059) de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), cataloga a todos los psitácidos mexicanos en alguna categoría de riesgo por lo tanto su compra y venta es ilegal. 

En México existen 22 especies de loros, todas protegidas, teóricamente, por las leyes mexicanas debido a que en los últimos años su población ha disminuido por su captura desmedida. 

En esta temporada nacen muchas aves de estas especies por lo que aumenta la venta y compra ilegal. 

Estas aves son hermosas e inteligentes, además muchas de ellas tienen la capacidad de imitar algunas palabras.

Las características que definen a los psitácidos genera que se conviertan en un gran negocio en las ventas que se realizan a través de redes sociales o lugares específicos.

En Facebook se puede leer que solo un ejemplar cuesta desde 300 a 4,000 pesos mexicano o más, el precio varía de acuerdo con la zona y lamentablemente hay muchos compradores, quienes se convierten en cómplices de este delito. 

En el estado de Guerrero los municipios con más reportes de ventas en Facebook son Atoyac, Tixtla, Iguala y Zihuatanejo. En los demás municipios también se realiza esta mala práctica.

 

Su captura y prisión

 

Las personas que los extraen directamente de su hábitat usan trampas que en la mayoría de las veces lastiman a las aves e incluso muchas de ellas mueren en ese momento. 

Las que sobreviven, regularmente las transportan en recipientes pequeños y duran horas sin alimentarse, muchas de ellas también mueren en el camino. 

Los traficantes saben que esto puede suceder, por eso capturan grandes cantidades de ejemplares porque probablemente sólo unos cuantos lleguen vivos a su destino donde están condenados a una vida de prisión en jaulas.

Foto: Redes

Cuando los compradores ya tienen a estas aves en sus manos, no solo las mantienen en prisión, sino que muchos de ellos les cortan las alas, las mutilan, para que cuando las saquen por momentos de su prisión no puedan volar y se escape.

 

¿Cómo puede contribuir la sociedad para evitar la extinción de estas especies? 

 

Enrique Vázquez Arroyo, biólogo fundador del grupo de difusión Bio-explora Guerrero realizó las siguientes sugerencias para cuidar las especies de psitácidos:

Comprar alguna de estas especies te convierte en cómplice de este delito, por eso es muy importante evitar su compra.

Vender fauna silvestre es un delito y es castigado por las leyes mexicanas, existen muchas opciones para generar recursos económicos de manera legal, sin duda, esta no es una de ellas.

De ser testigo de alguna compra o venta denunciar ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

En los grupos de Facebook existen muchas publicaciones ofertando diferentes tipos de psitácidos, denuncia las publicaciones y los perfiles que vendan flora o fauna silvestre.

Foto: Redes

Comparte la información acerca de la importancia de las especies silvestres para que las personas que ignoran estos datos y se dediquen a las ventas ilegales y las que compran reflexionen acerca del grave problema  que es la venta de flora y fauna silvestre.

Apoyar a las organizaciones y comunidades que realicen proyectos de conservación es de suma importancia; ayudará a una mejor concientización.

«La fauna silvestre no son mascotas», se lee en diversas denuncias en el grupo Bio-explora Guerrero.

Es importante recordar que sin  demanda no hay oferta, por lo tanto se recomienda y se les pide a las personas que no compren ninguna especie silvestre.

 

¿Igualdad en protección a animales o doble moral de la sociedad?

 

Recientemente, en redes sociales se dio a conocer un caso en Chilpancingo de un perrito que sufrió maltrato, pues en las fotos que circularon se observa que tiene el hocico amarrado y por lo tanto bastante hinchado.

Este caso desató opiniones encontradas por los internautas que aseguran que existe, en la ciudad y en el estado, una doble moral porque muchos de los que se preocupan por el perrito no alzan la voz por los psitácidos o cualquier otra especie de la flora y fauna silvestre.

Por encontrar al perrito ofrecían una recompensa de hasta 7,000 pesos, sin embargo por los psitácidos, evidentemente, no hay muchas acciones en pro de su conservación de parte de la sociedad.

Para la localización de Oso, que es como se llama el peludo, se organizaron labores de búsquedas por diferentes puntos de la ciudad.

Para exigir la protección de fauna y flora silvestre, al menos en la capital, no se ha visto algún tipo de manifestación de esa magnitud para exigir a las autoridades que cumplan con sus funciones y castiguen a las personas que vendan o compren especies silvestres.

En el mercado central Baltasar R. Leyva Mancilla de Chilpancingo se observan muchas especies de flora y, sobre todo, de fauna que están en alguna categoría de riesgo, por lo tanto su venta es ilegal y muchas personas o no saben acerca del tema o no les importa y hacen como que no pasa nada. 

Otras personas más afirman que la preocupación es en general tanto por la fauna y flora silvestre como por los animales domésticos.

Todas las luchas en pro de la supervivencia de alguna especie es importante, cada personas tiene una lucha propia y es válida, pero no podemos ignorar y ser parte de ventas ilegales y no hacer nada, no seamos partícipes y denunciemos las ventas ilegales o las publicaciones en Facebook donde se ejecuta el delito.