Camila es despedida por sus amigas y amigos de primaria

Funeraria Angeles, en Taxco, donde fue velada Camila, la niña de ocho años asesinada en esta ciudad.

Menores y su profesora dan el último pase de lista

Textoy foto: Marlén Castro
Viernes 29 de marzo del 2024
Taxco de Alarcón 

 

«Vélez Ortega, Camila», dijo al final de todos sus niños y niñas, la profesora del grupo de segundo A, de la Escuela Primaria Niño Artillero, de Taxco.
«Presente», dijeron los 29 menores del grupo y soltaron el llanto.

Este fue el último pase de lista para Camila, la niña de ocho años que estuvo desaparecida un día y hallaron su cadáver la madrugada de este jueves, sobre la carretera a Cuernavaca.

Después del hallazgo del cadáver de la menor se desató en esta ciudad una cadena de sucesos turbulentos, en los que Ana N, una de los tres presuntos culpables, fue asesinada a golpes por una multitud de hombres y mujeres que exigían justicia para la menor.

La funeraria Angeles es vigilada por policías desde ayer que trasladaron el cadáver de Camila y después del linchamiento popular a tres personas presuntamente culpables del asesinato de la niña, hechos en las que una mujer falleció por la golpiza.

El evento inesperado fue ampliamente difundido por varios medios de comunicación que estaban en Taxco para transmitir las procesiones católicas por la llamada Semana Santa.

Este medio día, después de velar toda la noche en la Funeraria Angeles, ubicada sobre la avenida principal de esta ciudad, familiares, amigos y conocidos de la familia de Camila participaron en la misa de cuerpo presente de la menor.

El sacerdote católico señaló a los familiares que era difícil hilar la muerte con la niñez, como era el caso con Camila.

Expresó que por la forma tan desconcertante en la que Camila perdió la vida, los familiares podrían sentirse abandonados por dios, pero les pidió ver la despedida de Camila de este mundo como el comienzo de una nueva vida, que es la eterna.

Funeraria Angeles, en Taxco, donde fue velada Camila, la niña de ocho años asesinada en esta ciudad.

«Para nosotros que contamos el tiempo en años, meses, días y minutos podremos pensar que la vida de Camila fue una brevedad, pero en la eternidad el tiempo se mide de otra forma», externó el sacerdote en la misa de despedida.
Camila será enterrada en el panteón de Minas Viejas, por la salida a Iguala, en la zona rural de la ciudad colonial. Partirá el cortejo fúnebre a las tres de la tarde.

Entre toda la gente que acudió a la funeraria a despedir a Camila llegaron sus compañeras y compañeros de segundo año de la Escuela Primaria Niño Artillero, junto con su profesora.
Los menores llegaron en su uniforme de gala, con una rosa blanca en la mano que depositaron en el féretro de Camila.

Su profesora hizo el pase de lista. Nombraba al menor y este caminaba hacia el altar y dejaba una rosa blanca sobre el ataud.
Al final, la profesora nombró a Camila. Todos dijeron: «Presente».

Menores y profesora soltaron el llanto. Algunas niñas y niños rodearon a su profesora y lloraron a Camila abrazados.
Gracias maestra, gracias niños por venir a despedir a Camila, les dijo la mamá de la menor, con lo ojos irritados, rojos y un hilo de voz apenas perceptible.