Llega a México el primer lote de la vacuna Moderna contra COVID-19

Moderna es una de las vacunas autorizadas por Cofepris para su venta al público en farmacias.


Texto: Carlos Álvarez / Animal Político 

Fotografía: Amilcar Juárez / Archivo 

26 de diciembre 2023

 

El primer lote actualizado de la vacuna contra COVID-19 desarrollada por la farmacéutica estadounidense Moderna llegó al Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles para su distribución en el mercado mexicano.

Moderna destacó que la llegada de la vacuna contra el COVID-19 marcaba un logro significativo, ya que la Cofepris fue la primera autoridad regulatoria en América Latina en otorgar un registro sanitario, convirtiendo a México en el primer país de la región en obtener el uso comercial del biológico de dicha farmacéutica estadounidense.

La vacuna de Moderna será comercializada a través de hospitales e instituciones de salud, públicas y privadas.

Aplicación de vacunas. Fotografía: Amilcar Juárez, 13 de abril 2022.

Sin embargo, hasta el momento no se ha brindado información respecto al costo de la misma, ni los lugares donde estará disponible.

José Miguel Fonken Quiroga, director general de Asofarma México, comentó a Reforma que la llegada de las vacunas Moderna no sólo era una estrategia de salud, sino también un esfuerzo de colaboración que demostraba la capacidad de la ciencia, la industria y el Gobierno, para abordar los retos de salud pública con soluciones innovadoras y eficaces.

La directora de la Unidad de Negocios de Vacunas de Asofarma, Alejandra Espinosa de los Monteros Arámbula, afirmó que la empresa avanzaba en la comercialización de la vacuna y en asegurar su distribución a nivel nacional.

La aprobación de la Cofepris se basó en los datos del ensayo clínico de Moderna, mismos que demostraban que su vacuna actualizada dio lugar a respuestas inmunes robustas en múltiples sublinajes de XBB. En septiembre de 2022, la empresa compartió datos adicionales del ensayo clínico que confirmaban que la vacuna actualizada provocó una respuesta inmunitaria humana contra la variante BA.2.86.

Para garantizar que las vacunas actualizadas proporcionaran la respuesta inmunitaria más sólida contra las variantes dominantes circulantes, la Organización Mundial de la Salud, los organismos reguladores y las agencias de salud pública habían recomendado que las vacunas se actualizaran a una composición monovalente XBB.1.5.

 

Cofepris autoriza vacunas

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios otorgó el 7 de diciembre a las empresas farmacéuticas estadounidenses, Pfizer y Moderna la Autorización de Uso de Emergencia a Registro Sanitario, para comercializar sus vacunas contra el Covid-19 en el mercado mexicano.

 

La empresa farmacéutica estadounidense Pfizer informó el 19 de diciembre que la vacuna estaría disponible desde el 20 de diciembre para compra y aplicación, en las principales cadenas de farmacias del país, entre ellas Farmacias del Ahorro, Farmacias Benavides, Farmacias San Pablo y Farmacias Guadalajara.

Hubo 6,888 defunciones por Covid-19 en Guerrero durante la pandemia

Texto: Itzel Urieta

Fotografía: Oscar Guerrero / Archivo

Chilpancingo

 

En octubre del 2020, siete meses después de que se decretara la pandemia por Covid-19, Guillermo Urieta Valente, por cuestiones personales, viajó a la Ciudad de México con todas las medidas sanitarias: cubrebocas, gel antibacterial y careta.

Estuvo allá sólo dos días, después regresó a su casa en Coyuca de Catalán, región de Tierra Caliente.

Descartó el contagio, según él, tomó las medidas necesarias.

A la semana comenzaron los síntomas, la temperatura, un poco de tos y falta de apetito. Creyó que sólo era un resfriado por el cambio de clima, así permaneció unos días, pero la temperatura no bajaba y la tos aumentaba.

En ese tiempo las personaa consideraban que no era muy recomendable ir al hospital, porque estaban llenos. A él le recomendaron un médico particular, quien lo atendió, le pidió unos estudios y notó que sus pulmones estaban infectados.

Entonces confirmó lo que más temía: estaba contagiado de Covid-19, el viaje que realizó fue el primero de ese año, no había salido desde que inició la pandemia.

Guillermo con 62 años, diabetes y colesterol, sintió más temor.

Lo atendieron en casa porque los hospitales estaban saturados, su oxigenación bajó a 80, pero no necesitó oxígeno ni atención más especializada.

“El doctor me dio todo el medicamento, ya aquí me lo iba tomando, no me daba hambre y tenía miedo”, recuerda Guillermo.

Además de la medicina, realizaba nebulizaciones y tomaba remedios naturales, como tés.

“Ya me estaban entrando como nervios, me desesperaba porque no me recuperaba, además se escuchaba que ya se había muerto tal persona y eso me ponía más de nervios”.

Finalmente con los cuidados en casa, y el tratamiento, al que respondió bien, superó la enfermedad. Tardó dos meses.

Después de la recuperación, creyó que ya “la había librado”, pero vinieron las secuelas, las cuales aún tiene: molestias en la espalda, pérdida de peso, y flemas. El gusto y el olfato los recuperó después de meses.

También tuvo una fuerte infección en la vías urinarias, que igual le atendieron en casa, porque tenía miedo de ir al hospital y contagiarse de nuevo.

Ahora, tres años después, Guillermo se siente agradecido de haber librado la Covid-19, porque muchas personas fallecieron por la enfermedad, y él siente una nueva oportunidad.

Durante esos tres años le tocó ver cómo muchos conocidos y familiares murieron por la enfermedad.

A raíz de la enfermedad perdió a su hermano Moisés en una de las últimas olas de Covid-19 en el 2022.

La semana pasada, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró el fin de la emergencia sanitaria global por Covid-19.

La OMS dijo que eso no significa que el virius deje de ser una amenaza para la salud mundial. “La Covid-19 sigue siendo una prioridad de salud pública global”, mencionó en su comunicado la OMS.

A nivel estatal, en Guerrero, desde el inicio de la pandemia hasta el 11 de mayo del 2023, la Secretaría de Salud Guerrero registró 119,944 casos y 6,888 defunciones.

Activos todavía hay 17 casos en la entidad, los cuales se registran en Acapulco, Chilpancingo y Chilapa.

El delegado federal de programas Bienestar, Iván Hernández Díaz, mencionó que en el estado continuarán con estrategias y medidas de prevención, como la vacunación.

“Se ha anunciado ya un plan de largo plazo para la atención de Covid-19, pero ya como una enfermedad endémica, ya no como una crisis”, mencionó Hernández Díaz en una trasmisión de Facebook.

Hernández Díaz agregó que en Guerrero continuarán las jornadas de vacunación, llamó a la población a estar al pendiente y continuar con los protocolos de prevención y no bajar la guardia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

COVID ya no es emergencia sanitaria, pero la pandemia dejó 700 mil muertos en México

Hasta 2022, autoridades de Salud estimaron que en el país se registrarían 2 millones 351 mil 067 defunciones; sin embargo, ocurrieron poco más de 3 millones, es decir, un exceso acumulado de 650 mil 602 muertes.


Texto: Animal Político

Fotografía: José Luis de la Cruz / Archivo

 

La Secretaría de Salud dio por terminada la emergencia sanitaria por COVID-19, iniciada el 23 de marzo de 2020, sin embargo la pandemia ha dejado un exceso de casi 700 mil muertes en México, una de las cifras más altas en el mundo.

De acuerdo con reportes de la propia secretaría, desde el inicio de la pandemia, en febrero de 2020, hasta el 8 de mayo de 2023, en el país fallecieron 333 mil 961 personas por COVID-19.

COVID deja exceso de mortalidad

Pero, más allá de las cifras acumuladas, el impacto que dejó la pandemia en México se puede valorar con el exceso de mortalidad, el indicador más preciso para medir el impacto de la pandemia en las naciones, según la propia Organización Mundial de la Salud (OMS).

Esta cifra es la diferencia entre el número de muertes que se reportaron realmente y el número que se esperaría en ausencia de la pandemia basándose en los datos de años anteriores.

El exceso de mortalidad es la cifra que señala cuántas personas han muerto desde que comenzó la pandemia, aunque la causa de muerte no se haya confirmado o reportado directamente por SARS-CoV-2.

Hasta 2022, autoridades de Salud estimaron que en el país se registrarían 2 millones 351 mil 067 defunciones; sin embargo, ocurrieron poco más de 3 millones, es decir, un exceso acumulado de 650 mil 602 muertes.

De éstas, el 77% estuvieron relacionadas con COVID-19, de acuerdo con datos oficiales actualizados hasta enero de 2023.

“Estos datos aleccionadores no solo señalan el impacto de la pandemia, sino también la necesidad de que todos los países inviertan en sistemas de salud más resilientes que puedan mantener los servicios de salud esenciales durante las crisis, incluidos sistemas de información más fuertes», dijo el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS al referirse al exceso de mortalidad registrado a nivel mundial durante el primer año de la pandemia.

Impacto de COVID por año

Entre 2020 y 2021 se registró el mayor número de defunciones asociadas a COVID.

En 2020 las autoridades estimaron que se reportarían 770 mil 762 muertes, pero ocurrieron 1 millón 087 mil 507, un exceso de 316 mil 745; de estas 215 mil 617 estuvieron asociadas a la pandemia, es decir un 68%.

Para 2021, la estimación de la mortalidad en México era de 777 mil 860 defunciones, pero se registraron 1 millón 095,480; 249 mil 466 estuvieron asociadas a COVID-19, un 78%.

Mediciones del Inegi sobre muertes por COVID

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) también detectó exceso de muertes relacionadas con la pandemia.  De enero de 2020 a diciembre de 2021 se calculaba tener cerca de 1 millón 500 mil defunciones, pero ocurrieron 2 millones 194 mil 713.

Con base en estos datos se tuvo un exceso de mortalidad, por todas las causas, de 704 mil 358, lo que representa un exceso de 47.26%.

De enero de 2020 a septiembre de 2022, se esperaban cerca de 2 millones 100 mil defunciones. Al final ocurrieron 2 millones 820,990 muertes, un exceso de hasta 793 mil 625 muertes.

Estas cifras podrían aumentar, pues los datos corresponden a un informe preliminar que se dará a conocer de manera completa hasta octubre de este 2023.

COVID-19 la primera causa de muerte en México en 2021

En México, el punto máximo de la pandemia se vivió justamente en 2021, cuando aún no había vacunación masiva.

Según datos del Inegi, en 2021 la primera causa de muerte en México fue COVID, pues se registraron 238 mil 772 defunciones por esta enfermedad, 38 mil muertes más que en 2020.

Ciudad de México, Morelos, Baja California Sur, Estado de México y Colima fueron las entidades más afectadas por dicha enfermedad.

Del total de defunciones por la COVID-19 (238 772), 39.2 % (93,652) correspondió a mujeres y 60.8% (145,115), a hombres.

La población de 65 años y más fue la que más falleció por esta causa, con 49.2 % (117 361).

En 2020, la COVID fue la segunda causa de muerte, solo debajo de las enfermedades relacionadas con el corazón.

La pandemia que lo cambió todo

El 30 de enero de 2020, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró al virus SARS-CoV-2, el cual produce la enfermedad de COVID-19, una emergencia de salud pública y de importancia internacional, pero fue hasta marzo de ese año cuando la consideró pandemia, en razón a la capacidad de contagio del virus entre la población a nivel mundial.

Las alertas derivaron en una serie de disposiciones sanitarias como el cierre de fronteras, negocios y restricciones de viaje en muchos países y ciudades, además de una carrera entre naciones para descubrir alguna vacuna para mitigar el impacto de la enfermedad.

En 2020 las autoridades estimaron que se reportarían 770 mil 762 muertes, pero ocurrieron 1 millón 087 mil 507, un exceso de 316 mil 745; de estas 215 mil 617 estuvieron asociadas a la pandemia, es decir un 68%.

Para 2021, la estimación de la mortalidad en México era de 777 mil 860 defunciones, pero se registraron 1 millón 095,480; 249 mil 466 estuvieron asociadas a COVID-19, un 78%.

Mediciones del Inegi sobre muertes por COVID

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) también detectó exceso de muertes relacionadas con la pandemia.  De enero de 2020 a diciembre de 2021 se calculaba tener cerca de 1 millón 500 mil defunciones, pero ocurrieron 2 millones 194 mil 713.

Con base en estos datos se tuvo un exceso de mortalidad, por todas las causas, de 704 mil 358, lo que representa un exceso de 47.26%.

De enero de 2020 a septiembre de 2022, se esperaban cerca de 2 millones 100 mil defunciones. Al final ocurrieron 2 millones 820,990 muertes, un exceso de hasta 793 mil 625 muertes.

Estas cifras podrían aumentar, pues los datos corresponden a un informe preliminar que se dará a conocer de manera completa hasta octubre de este 2023.

COVID-19 la primera causa de muerte en México en 2021

En México, el punto máximo de la pandemia se vivió justamente en 2021, cuando aún no había vacunación masiva.

Según datos del Inegi, en 2021 la primera causa de muerte en México fue COVID, pues se registraron 238 mil 772 defunciones por esta enfermedad, 38 mil muertes más que en 2020.

Ciudad de México, Morelos, Baja California Sur, Estado de México y Colima fueron las entidades más afectadas por dicha enfermedad.

Del total de defunciones por la COVID-19 (238 772), 39.2 % (93,652) correspondió a mujeres y 60.8% (145,115), a hombres.

La población de 65 años y más fue la que más falleció por esta causa, con 49.2 % (117 361).

En 2020, la COVID fue la segunda causa de muerte, solo debajo de las enfermedades relacionadas con el corazón.

La pandemia que lo cambió todo

El 30 de enero de 2020, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró al virus SARS-CoV-2, el cual produce la enfermedad de COVID-19, una emergencia de salud pública y de importancia internacional, pero fue hasta marzo de ese año cuando la consideró pandemia, en razón a la capacidad de contagio del virus entre la población a nivel mundial.

Las alertas derivaron en una serie de disposiciones sanitarias como el cierre de fronteras, negocios y restricciones de viaje en muchos países y ciudades, además de una carrera entre naciones para descubrir alguna vacuna para mitigar el impacto de la enfermedad.

 

Este texto fue elaborado por el equipo de Animal Político y lo reproducimos con su autorización.

Los boleros del zócalo vivieron penurias económicas durante la pandemia

Texto: José Miguel Sánchez
14 de noviembre del 2022
Chilpancingo

 

Después de dos años de pandemia y de uno donde estuvo cerrada la Plaza Cívica Primer Congreso de Anáhuac, los boleros de Chilpancingo se recuperan poco a poco de las pérdidas desde 2020.

Por las recomendaciones de la Secretaría de Salud en 2020, debido a la pandemia de Covid-19, las autoridades cerraron la Plaza Cívica y los principales accesos al centro de la ciudad, espacio donde tradicionalmente trabajan los boleros de lunes a viernes, de ocho a 10 horas diarias.

De las personas que diario transitan por el centro de la ciudad, los boleros obtienen sus ingresos, los cuales se vieron disminuidos.

Algunos buscaron otras actividades para mantener a sus familias.

En la Plaza Cívica es común hallarlos. Su oficio estuvo en riesgo durante 2020, año en que por la pandemia del Covid-19 se les impidió trabajar.

Arnulfo Castro Reyes es uno de los 26 boleros que conforman la Alianza de Trabajadores de Lustre del Calzado Primer Congreso de Anáhuac, quien, aún con la pandemia, todos los días salió a trabajar.

En el centro, en aquel entonces, fueron abiertos pequeños pasillos donde se colocaron los boleros. «Estábamos algo apretujados porque todos tenían que pasar por ahí, pero en parte nos ayudó a que más personas se nos acercaran», mencionó Arnulfo.

Con 53 años, Arnulfo es quien sostiene a su familia, por lo que el aislamiento por la pandemia, no era una opción.

“Para el gobierno fue fácil decir quédate en casa, porque ellos tienen ingresos fijos, pero nosotros no y no nos dan ningún apoyo”, comentó.

Los boleros de Chilpancingo forman parte del paisaje urbano de la Plaza Cívica Primer Congreso de Anáhuac, ellos se encargan de limpiar, lustrar y dejar como nuevo el calzado de las personas.

Arnulfo trabaja todos los días de las ocho de la mañana a tres de la tarde y sólo se regala parte de la tarde del domingo.

Cuando recién comenzó la pandemia estuvo dos meses en casa, pero regresó a trabajar porque tenía que pagar luz, agua y comida.

Por la situación muchos de los boleros ya no regresaron a ejercer su oficio en el centro de la ciudad.

“Hay compañeros que ya no regresaron, que optaron por buscar otros empleos; unos se fueron de albañiles, pero la verdad ahorita todo está difícil”, declaró Arnulfo.

A dos años de la pandemia poco a poco se recupera el negocio, «ya no es como antes que hasta fila hacían las personas por una boleada, hay días que solo una o dos personas se acercan pero es parte de las experiencias y esperamos que con el tiempo todo se normalice de nuevo».

Otro problema que detectó Arnulfo y le preocupa es que los jóvenes ya no usan zapatos, «ahora puro tenis y esos pues no se pueden bolear, eso también reduce el trabajo», dijo.

Arnulfo contó que lleva ocho años dedicados a este oficio. La primera vez que trabajó como bolero fue en 1995 pero por motivos personales, que no quiso revelar, se retiró y regresó en el 2014, donde ha trabajado hasta la fecha.

A lo largo de su vida, Arnulfo ha desempeñado otros trabajos; estuvo en un aserradero, también fue policía estatal, actualmente además de dedicarse a ser bolero, es músico, canta y toca la guitarra.

“De vez en cuando voy a tocar con grupo, donde me invitaron a cantar”.

Pero afirma que ningún trabajo ha disfrutado más que ser bolero. Para él sus clientes son lo más importante.

“Hay que hacer el trabajo con amor y dedicación para que el cliente se vaya contento”, además de que este oficio le ha permitido conocer a muchas personas e incluso hacerse amigo de algunas de ellas.


Te podría interesar:

El escritor Juan Sánchez Andraka denuncia boicot a la Feria del Libro; acusa a Norma Otilia

‘Narcopandemia’: 13 historias relatan cómo ni el COVID-19 detuvo a la violencia en México

Texto: Monserrat Sánchez Maldonado / Animal Político

Fotografía: Óscar Guerrero 

4 de septiembre del 2022

 

 

En México, las extorsiones, el cobro de piso, las amenazas y los asesinatos no se quedaron en casa a raíz del confinamiento impuesto por el COVID-19.

En el nuevo audiolibro Narcopandemia: Voces de la violencia en tiempos de COVID (Penguin Random House), del periodista Manu Ureste, se narran 13 historias de cómo el crimen organizado no se detuvo ni por una pandemia que afectó al mundo.

“La idea nació en marzo de 2020. Las calles estaban casi vacías, yo estaba reporteando y conociendo a la gente que no tenía la oportunidad de trabajar desde casa, la gente que si no sale, no come. Ahí conocí a un bolero que llamaremos ‘Carlos’, quien me dijo sentirse más preocupado por el ámbito económico que por el de la salud”, dice Ureste en entrevista.

La historia de ‘Carlos’ es imposible de olvidar para el periodista. Con él se dio cuenta de que, si bien podía pararse la vida social, podían cerrar restaurantes y cines, el crimen organizado no tenía la intención de seguir las mismas reglas.

“‘A los mañosos les vale madres esto del virus. Ellos solo quieren su mordida’, fue lo que Carlos me dijo. A él le asustaba más no juntar lo suficiente para pagar la cuota al crimen que obtener un ingreso propio. Ahí noté que estaba presente esa economía informal, esa que no se detiene por la pandemia”, relata Ureste.

 

‘Narcopandemia’ en la escuela, la casa, la calle

En 13 historias —reunidas en un audiolibro de una hora con 51 minutos—, Narcopandemia retrata las vivencias de quienes sufren la violencia en sus múltiples formas, incluyendo la que proviene de las autoridades. Una violencia que está presente en la casa, en la escuela, en las carreteras, y que alcanza a las trabajadoras sexuales o a las migrantes.

“Conocí a una trabajadora sexual de 65 años de El Salvador. Su hija y ella dejaron su país porque las Maras la extorsionaban, le exigían una cuota de 100 dólares, primero quincenales y luego semanales, y luego ya querían que fuera a diario. Huyeron de ese lugar y en México se encontraron con pocas oportunidades, lo que las orilló a ejercer el trabajo sexual y a pagar una cuota a la Unión Tepito para dejarlas trabajar”, detalla Ureste.

La presencia del COVID-19 orilló a millones de personas a resguardarse en sus hogares, detener las salidas al cine, los paseos en el parque y las vacaciones en la playa, lo cual también afectó al sector turístico.

“Hablé con un empresario en Tulum, Quintana Roo, quien, en menos de un año después de la entrevista, apareció asesinado por el crimen organizado porque se negó a pagar la extorsión que le exigían. Su vida ya corría entre la pandemia y el crimen organizado”, expone Ureste.

De acuerdo con el periodista, la violencia se hizo presente para varios sectores de la población, entre ellos, los propios elementos de seguridad.

“Había un policía de la Guardia Nacional que a raíz de la pandemia le daba miedo patrullar las carreteras de San Luis Potosí, la zona que hace un triángulo con los estados de Tamaulipas y Veracruz, zona que se ha usado para el tráfico de personas. Con el confinamiento, las carreteras estaban vacías, él no quería ir solo a detener a la gente”, destaca.

Un mosaico de violencias

Durante la grabación del audiolibro, Ureste se encontró con violencias en diferentes estados del país que venían del mismo origen: el crimen organizado.

“En una de las crónicas hablamos de la historia de una maestra que tiene que huir de Uruapan porque su marido tiene una pequeña panadería artesanal. Un día llega un miembro del Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG) y le dice que le tiene que dar 15 mil pesos semanales y luego le suben la cuota a 31 mil. Les dijeron que si no pagaban se iban a llevar a uno de sus hijos”, cuenta el periodista.

A raíz de la amenaza, la familia decidió huir con lo que tenía puesto y unas cuantas maletas. Instalada en un nuevo lugar, la maestra consiguió una nueva plaza en Guerrero, donde debió hacer recorrido para dar clases a niñas y niños que no podían tomar la escuela en casa por falta de una televisión.

“Al notar la ausencia del Estado, el crimen organizado aprovechada para reclutar a los jóvenes que desertaron de la escuela. Los unió a sus filas“, comenta Ureste.

Para él, estas historias son un reflejo de lo que es México desde hace muchos años: un país en donde el crimen organizado ha ganado espacios a las autoridades.

“Con este trabajo vemos que el crimen organizado, aun en pandemia, tuvo la habilidad de adaptarse. El policía de la Guardia Nacional me decía que los delincuentes son hábiles para crecer, usan cualquier rendija para meterse, ven oportunidades de negocio muy rápido. No importó la pandemia, la ley seguía siendo o es plata o plomo”, declara.

Apelar a la empatía

A pesar de la violencia, las extorsiones y el cambio de vida que trajo la pandemia, Ureste apela a contar las historias de la sociedad para generar empatía.

“Este trabajo no habla sobre el crimen organizado ni capos y sicarios; es sobre la gente de más de abajo, la gente trabajadora, la que puedes ver en cualquier sitio. Es el bolero, la trabajadora sexual, la maestra, un policía. Narcopandemia es la historia de todos”, sostiene.

El mensaje que el periodista desea enviar con su trabajo es señalar la otra pandemia que se vive en el país, mostrar que el crimen organizado, al igual que el COVID-19, es capaz de mutar y adaptarse a otro estilo de vida y seguir alimentándose de su principal víctima: la sociedad.

“Se trata de contar la historia de la gente con la que te reflejas; esto no es un libro morboso, de los sicarios, es sobre la gente, lo que nos sucede a diario en medio de una terrible pandemia donde se sufren pérdidas, consecuencias físicas a raíz de este virus, y al mismo tiempo sufren todos los días esta otra pandemia que es el crimen organizado”.

Tres de cada 10 personas diagnosticadas de covid reportan persistencia de la enfermedad: Ensanut 2021

La segunda encuesta nacional consecutiva de salud y nutrición revela que la pandemia aumentó la brecha de la desigualdad: el mayor costo -económico y de mortandad- ha recaído en los hogares más pobres y el fragmentado sistema público aún debe enfrentar los retos de la precaria salud de la población


Texto: Daniela Pastrana / Píe de Página 

Fotografía: Amílcar Juárez (Archivo)

2 de agosto de 2022

 

El mayor impacto de la pandemia de covid-19 en México ha estado en la población más pobre y sin seguridad social. Esta conclusión, que parece una obviedad, tiene por primera vez un sustento documentado en una encuesta nacional.

La encuesta, que parte de un levantamiento de campo en más de 12 mil hogares, realizado entre agosto y noviembre de 2021, y evaluada por expertos del Instituto Nacional de Salud Pública a partir de la generación de más de 900 indicadores, es concluyente:

Los mayores niveles de mortalidad por covid se dieron en los municipios con mayores condiciones de pobreza, y en los estados que tienen mayor población en la informalidad y sin seguridad social. Ese sector también concentra el mayor aumento de gasto de bolsillo.

Además, los hogares cuyo jefe o jefa de familia tiene un bajo nivel socioeconómico son donde menos posibilidades hay de cumplir con las medidas de mitigación de riesgos (como el aislamiento social o las medidas sanitarias).

A eso hay que agregar que seis de cada 10 personas diagnosticadas reportaron secuelas después de un mes, y tres de cada 10 reportan secuelas persistentes.

Al presentar estos datos, la investigadora del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), Arantxa Colchero Aragonés, destacó la necesidad garantizar la cobertura universal de salud efectiva para la población sin seguridad social e invertir en la prevención para reducir la carga de enfermedad.

Lo que hay ahora, expuso la especialista, es un sistema de salud fragmentado, con recursos insuficientes, y una población ya vulnerada sobre la que está recayendo el peso de la pandemia.

Uno de los elementos que destaca la encuesta es que 70 por ciento de las personas se atendió fuera de la salud pública, sobre todo con médicos privados que tienen consultorios particulares, y en segundo lugar con médicos que trabajan en consultorios adyacentes a farmacias, lo que implica una sobremedicación.

“Es difícil evaluar a este sector porque no está regulado y está muy atomizado, hay una gran cantidad de proveedores de atención. Pero los que más preocupan son los consultorios adyacentes a farmacia (CAF) porque tienen médicos menos calificados e incentivos económicos para prescribir medicamentos”, dijo Colchero.

 

 

Inseguridad alimentaria impacta en zonas rurales

 

La Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut) 2021 fue presentada este lunes en el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE),

Uno de los datos más destacables del documento, de más de 300 cuartillas, es que 60.8 por ciento de los hogares encuestados presentó algún tipo de inseguridad alimentaria: 34.9 por ciento presentó inseguridad leve, que significa que algún hogar experimenta preocupación por el acceso a los alimentos y sacrifica la calidad de la dieta; 15.8 por ciento dijo tener inseguridad moderada, que implica restricciones en la cantidad de los alimentos consumidos, y 10.1 por ciento reportó inseguridad severa, es decir, donde alguno de los integrantes omite tiempos de comida por la falta de dinero.

Destaca que la mayor inseguridad alimentaria se presentó en hogares rurales, donde 71 por ciento reportó inseguridad alimentaria. En zonas urbanas, el promedio fue de 66.4 y en grandes metrópolis fue de 53.5 por ciento.

La diferencia, en el caso de la inseguridad alimentaria severa fue de 12 por ciento en zonas rurales y 8.3 en las metrópolis.

“Como está sucediendo en diversos continentes, entre ellos Latinoamérica, la pandemia de covid-19 está impactando de forma negativa la economía de los países y también su acceso a la alimentación, amenazando los medios de subsistencia de los grupos de población más vulnerables y que viven en contextos frágiles, como la población en pobreza y marginación de localidades urbanas y rurales”, dice la encuesta que se puede consultar en este link.

Precarización de la salud

La Ensanut 2021 muestra un aumento de los gastos en salud y alimentación con respecto a 2020: la encuesta revela que 68.4 por ciento de los hogares reportó haber aumentado sus gastos generales y 72 por ciento los gastos en alimentos.

También reporta que a 89 por ciento de los usuarios de algún servicio de salud público le recetaron medicamentos; y el gasto medio fue de 450 pesos.

“Covid-19 está impactando de forma negativa la economía de los países y también su acceso a la alimentación, amenazando los medios de subsistencia de los grupos de población más vulnerables y que viven en contextos frágiles, como la población en pobreza”, dice la encuesta.

Sergio Bautista Arefondo, director de innovación de servicios y sistemas de salud del INSP, destacó que en México la estructura de salud, fragmentada, que otorga los servicios con base en el estatus laboral, no se traduce en acceso a la salud. Y por el contrario, se ha convertido en una barrera.

“Los resultados vienen de una tendencia previa”, dijo el especialista, al asegurar que la desigualdad económica y la marginación ya eran determinantes de la falta de acceso a servicios previos a la pandemia.

Enfermedades crónicas en ascenso

En la presentación de la encuesta, Enrique Lazcano, director general del INSP, destacó la importancia de fortalecer, renovar e implementar una nueva estrategia para el diseño y operación de futuras encuestas, y contribuir a generar información útil para la transformación del sistema de salud.

Un patrón recurrente que muestra la encuesta, dijo el funcionario, es la presencia de enormes inequidades y el aumento progresivo de actividades no saludables.

«Todos los resultados de la encuesta documentan la necesidad de abordar en forma más eficaz las necesidades de salud de los grupos vulnerables”, señaló.

Entre los resultados, destacó la prevalencia de las enfermedades crónicas en la población: 10.2 por ciento en el caso de diabetes diagnosticadas ( un porcentaje que subió más de 5 puntos a partir de las tomas de muestras, lo que significa que son personas que no sabían que tenían esa enfermedad), 15.7 de hipertensión, 14.9 de enfermedades renales y 32.8 de Hipercolesterolemia.

En la población escolar entre 5 a 11 años de edad, la prevalencia de sobrepeso más obesidad aumentó progresivamente a 37.4 por ciento Y en la población de 12 a 19 años ascendió a 42.9 por ciento.

Además, 91.7 por ciento de los adolescentes que reportaron consumir bebidas endulzadas de manera habitual.

“Prácticamente todos los adolescentes consumen bebidas azucaradas”, dijo.

Panorama complicado

El representante en México de las organizaciones Panamericana y Mundial de la Salud (OPS/OMS), Miguel Malo Serrano, emitió un breve mensaje en el que destacó tres cosas: la capacidad de adaptación del INSP a los procesos de emergencia (“el INSP ha sido capaz de generar la Ensanut continua en una pandemia”), el privilegio de contar con una herramienta de medición efectiva, que no tienen otros países, y el “aporte fundamental” que tiene al estar hecho “desde una perspectiva de lo público, del bienestar y nos desde los fines de lucro”.

“Colegas: realmente lo que tenemos en este proceso que no acaba de pandemia es una panorama complicado”, dijo.

«No se cuantos de nosotros pensamos que estamos volviendo a una nueva normalidad o estamos repitiendo la vieja normalidad en el mundo (…) Los datos que nos muestran informes a nivel mundial, como el de Oxfam, es que se han ampliado esas inequidades sociales. Si pensamos que los 10 multimillonarios más grandes en el mundo ganaron en la pandemia, aumentaron su lucro en la pandemia, tanto como para que nadie pasara a la pobreza o para financiar totalmente la vacuna para la humanidad, nos hace reflexionar sobre como estamos organizando nuestra sociedad y qué podríamos hacer para revertir eso y no volver a la vieja normalidad”.

Tres lecciones

El subsecretario de Prevención y Promoción de Salud, Hugo López Gatell destacó que México enfrentó la pandemia en condiciones de desigualdad social y perfil de morbimortalidad adverso, con alta prevalencia de enfermedades crónicas.

Esto es resultado de los cambios estructurales del sistema sanitario desde los años 80, insistió.

«El sistema de salud mexicano nunca alcanzó la cobertura universal y se fue desmantelando desde finales del siglo XX, cuando viró hacia un modelo que exacerbó las diferencias y alimentó los negocios oportunistas, conocido como el régimen de protección social en salud o Seguro Popular, dejando al país sin capacidad de respuesta”

Esta realidad obligó a tomar medidas drásticas para enfrentar la velocidad y propagación del virus SARS-CoV-2, como fue la Jornada Nacional de Sana Distancia, con suspensión de actividades públicas no esenciales; reconversión hospitalaria, así como adquisición oportuna y suficiente de vacunas.

Para el subsecretario, hay tres lecciones fundamentales aprendidas, no solo en México sino en el mundo, sobre estas grandes transformaciones en los sistemas de salud que han dejado “estragos profundos y muy negativos”, son:

1.Las causas directas del daño causado por la pandemia tienen, en primer lugar, a la enorme desigualdad social

2. Una segunda causa, relacionada con la anterior. es “el desastroso perfil de morbimortalidad que tiene México: la epidemia de obesidad, diabetes, y múltiples cánceres relacionados con los estilos de vida. Estos estilos de vida no son casuales y no se deciden voluntariamente, están determinados por las realidades económicas y sociales, que se caracterizan por la erosión de vida silvestre, la devastación ambiental, asociado a procesos de urbanización desordenados y ambiciosos, y también por el ecosistema alimentario”.

Un ecosistema agroalimentario, dijo, fue transformado para sustituir la diversidad que se tenía de productos nacionales por un reducido conjunto de productos industrializados, que son el motor fundamental de la epidemia de enfermedades crónicas no transmisible

«Estos productos son los que han provocado una enorme carga de enfermedad, discapacidad y muerte”.

3. La tercera lección está relacionada con el desmantelamiento de la salud pública-

“¿Qué capacidad tenía el sistema de salud mexicano para enfrentar estas condiciones?”, preguntó.

Y él mismo explicó: “Se empezó a desmantelar la capacidad pública, instituciones que fueron privatizadas de facto y casi por entero. Uno de los mayores ejemplos es el ISSSTE, pero ocurrió también en Seguro Social y en las secretarias de salud estatales y federal, dejando al país sin capacidad de respuesta, con una mínima que capacidad que fue desplazada a aventuras oportunistas como los CAF (Consultorios Adyacentes a Farmacias) y servicios integrales”.

75 por ciento de la población con anticuerpos asociados a la vacunas

Tonatiuh Barrientos Gutiérrez, director del Centro de Investigación en Salud Poblacional del INSP, explicó que la seroprevalencia de anticuerpos de SARS-CoV-2 contra la proteína S (generada por la infección del virus y por la vacunación), se triplicó de un año al otro, al pasar del 23.6 a 75 por ciento.

En tanto que la seroprevalencia de anticuerpos de SARS-CoV-2 para proteína N (que se genera principalmente por la infección del virus), fue de 58 por ciento. Eso significa que tres cuartas partes de la población encuestada tenía anticuerpos y ese porcentaje esta asociado a la vacunación.

Por su parte, la directora del Centro de Investigación sobre Enfermedades Infecciosas del INSP, Celia Alpuche Aranda, explicó que la estrategia de vacunación fue compleja, “por haber iniciado con muchas incertidumbres que se tenían que adaptar a circunstancias especiales como el no acceso a vacunas”.

La investigadora destacó que entre las principales razones de las personas para no vacunarse, están la de creer que la vacuna tiene efectos adversos para la salud y problemas de logística para hacer llegar la vacunación a lugares de difícil acceso.

Personas acuden a centros de vacunación en Chilpancingo. Foto: Amílcar Juárez

Este texto es propiedad de Pie de Página y los reproducimos como parte de la Alianza de Medios de la Red de Periodistas de Pie. Puedes consultar el original en este enlace. 


Mínimas medidas preventivas por Covid_ 19 establece la gobernadora de Guerrero

Texto: José Miguel Sánchez

Fotografía: Oscar Guerrero 

Chilpancingo

 

En Guerrero, los casos de Covid_19 aumentaron desde hace varias semanas pero la Secretaría de Salud del Estado anunció una serie de medidas preventivas que, se prevé, serán suficientes para enfrentar esta quinta ola de contagios.

En las últimas 24 horas se registraron 324 infectados de coronavirus.

Un ejemplo de la gravedad son los módulos de salud instalados en los principales municipios de Guerrero como Acapulco y Chilpancingo, en los que hay cientos de personas formadas para hacerse la prueba sanitaria.

La Secretaría de Salud pidió a todos los establecimientos públicos y privados del estado a aumentar las medidas sanitarias de prevención del Covid-19, las medidas que establece son: el uso correcto de cubrebocas en espacios cerrados y abiertos, sana distancia de 1.5 metros, favorecer en todo momento la ventilación de espacios cerrados, lavado de manos constante con agua y jabón y/o desinfección con alcohol en gel al 70 por ciento y evitar las aglomeraciones.

El aforo permitido en espacios cerrados será de un 80 por ciento y en espacios abiertos del 90 por ciento con un horario de restricción hasta las tres de la madrugada.

Las medidas son dirigidas a los establecimientos de todo el estado, pero hace énfasis en las ciudades de Acapulco, Chilpancingo e Iguala, donde más casos activos de Covid-19 se reportan y se pide intensificar la difusión de esas medidas.

En una circular, la Secretaría de Salud informa que derivado del relajamiento de las medidas de prevención y nuevas cepas de Covid-19 la entidad pasa por una quinta ola de contagios y precisa que los casos presentados no son de gravedad ni ameritan hospitalización o cuidados especiales.

En la circular se establece que en todas las áreas de salud se priorice, además del uso de cubrebocas y sana distancia, colocar dispensadores de gel antibacterial en un lugar visible y acceso.

Al presentar las estadísticas sobre la pandemia de Covid-19 en Guerrero, la Secretaría de Salud, informó que a la fecha existen 2,800 casos activos, de los cuales 420 y 2 defunciones se confirmaron en las últimas 24 horas, además de una ocupación del 14 por ciento en camas para pacientes con el virus SARS-CoV-2.

A nivel nacional, la entidad está en el lugar 23 en casos activos, y los municipios que más concentra casos son 53, de los cuales, los principales son Acapulco con 947, Chilpancingo con 934, Zihuatanejo 284, Iguala, 137, Taxco 62, Ometepec 57, Petatlán 48, Tecpan 48, Tixtla 41 y Eduardo Neri 20.

 

 

 

Se pueden rebasar los mil contagios de covid las próximas semanas: Salud municipal

Texto: José Miguel Sánchez

Fotografía: Oscar Guerrero

Chilpancingo

 

El secretario de salud municipal, Cipriano Gutiérrez Castro, informó que los casos de Covid – 19 en Chilpancingo aumentan rápidamente y si continúa la tendencia a la alza en los próximos 15 días la capital superará los 1,200 contagios.

El funcionario recorrió esta mañana el andador Emiliano Zapata, en el centro de la ciudad.

Informó que en los módulos de pruebas rápidas instalados en Chilpancingo, ubicados en los quioscos de la Alameda Granados Maldonado y en la Plaza Cívica, de un cien por ciento de pruebas, el 50 por ciento resultan positivos.

«El día de ayer (12 de junio) se registraron 761 casos positivos, y el día de hoy la cifra se elevó a 831, todo esto en la capital, estos datos los mandamos a salud estatal para que lleven el conteo estatal».

Gutiérrez Castro comentó que no hay condiciones para confinarse de nuevo.

«Esas medidas ya quedaron descartadas, ya pasamos esa etapa de la pandemia que fue porque desconocíamos todo sobre el Covid, y todo eso vimos que nos hacía mucho daño».

Además que no habrá un segundo confinamiento, ni reducción de aforos, comentó.

La justificación de Gutiérrez Castro para no emitir medidas más severas fue que las vacunas disminuyen el riesgos de enfermar de gravedad, y evitar las hospitalizaciones.

El recorrido de Gutiérrez Castro, junto con personal de Salud municipal, fue para supervisar que los negocios ubicados en el andador Zapata cumplan con los requisitos de sanidad, cómo son el uso de cubrebocas, aplicación de gel antibacterial y filtro de sanitización.

«A los negocios que observemos que no cumplan se les va a notificar en un primer momento, si no cumplen se les procede a multar y en última instancia la clausura del negocio».

El informe diario de la Secretaría de Salud indica que a nivel estatal se registrqron 552 nuevos casos en las últimas 24 horas.

Los municipios con más contagios reportados son Acapulco y Chilpancingo; le siguen
Zihuatanejo con 262 casos, Iguala 114, Ometepec 62, Tecpan 48, Taxco 46, Petatlán 38, Tixtla 35 y Eduardo Neri, 19.

 

Te puede interesar: Tlacolol – Astudillo el bravucón

Ante el alza de contagios, largas filas para las pruebas Covid en Chilpancingo

Al presentar las estadísticas sobre nuevos contagios, al medio día de hoy, la dependencia estatal detalló que desde el inicio de la pandemia, Guerrero acumula 103,482 casos confirmados y 6,777 defunciones a causa del covid-19.


Texto: José Miguel Sánchez

Fotografía: Óscar Guerrero 

12 de junio de 2022

Chilpancingo

 

Ante el aumento de casos activos de Covid-19 en Guerrero las filas en los módulos de aplicación de pruebas rápidas en la capital lucen llenos de personas, en las filas hay alrededor de 300 personas.

Debido al incremento de contagios en la entidad, la Secretaría de Salud colocó dos módulos de pruebas. Al ya establecido en el quiosco de la Alameda Granados Maldonado se sumó un segundo en la Plaza Cívica Primer Congreso de Anáhuac, los que se observan llenos de personas.

Los últimos datos de la Secretaría de Salud indican que se registraron 122 casos nuevos de Covid-19 en las últimas 24 horas y que la ocupación de camas Covid-19 en los hospitales es hasta el momento del 18 por ciento.

La dependencia estatal no reportó decesos por esta causa en las últimas 24 horas.

Al presentar las estadísticas sobre nuevos contagios, al medio día de hoy, la dependencia estatal detalló que desde el inicio de la pandemia, Guerrero acumula 103,482 casos confirmados y 6,777 defunciones a causa del covid-19.

Los casos se concentran en 43 municipios; los principales se ubican en Acapulco con 899, Chilpancingo 761, Zihuatanejo 206, Iguala 90, Tecpan 46, Ometepec 40, Taxco 39, Petatlán 34, Tixtla 28 y Eduardo Neri 15.

De acuerdo con los datos nacionales, Guerrero se ubica en el lugar 24 en casos activos a nivel nacional.

A pesar del aumento de los casos a nivel federal no se actualiza el semáforo epidemiológico, el cual se mantiene en verde.

Por su parte, la gobernadora Evelyn Salgado Pineda, realiza actos masivos con las mínimas medidas de precaución sanitaria para evitar contagios.

El día de ayer encabezó un acto de entrega de computadoras a estudiantes de las ocho normales del estado, el evento se realizó en el auditorio de Palacio de Gobierno donde no hubo medidas de sana distancia, ni de reducción de aforo.

El auditorio estaba lleno de estudiantes normalistas, funcionarios públicos y medios de comunicación sin ninguna medida de sana distancia, el equipo de logística sentó a todos los asistentes juntos y para hablar los oradores se les permitía quitarse el cubre bocas.

 

 


Aumentan casos de Covid-19 en Guerrero y el gobierno estatal no toma acciones

Aunque el número de casos aumentó, la Secretaría de Salud federal mantiene el semáforo verde epidemiológico.


Texto: ​Amapola Periodismo

Fotografía: Óscar Guerrero 

Chilpancingo

 

En las últimas 24 horas confirmaron 378 casos de Covid-19 en Guerrero, informó la Secretaría de Salud estatal.

Este domingo estuvieron concurridos los módulos de Acapulco y Chilpancingo, donde la gente acudió a realizarse la prueba para detectar si tienen la enfermedad.

Aquí en la capital del estado hubo largas filas de personas en la alameda para hacerse la prueba rápida de Covid-19.

El módulo de atención está ubicado en el kiosco de esta alameda, a tres cuadras del zócalo de Chilpancingo.

El repunte de casos de Covid-19 empezó hace casi un mes y este es el primer fin de semana que la Secretaría de Salud estatal mantuvo este módulo de pruebas Covid-19 ante el aumento de la demanda.

La Secretaría de Salud estatal informó que hay 2 mil 395 casos activos de Covid-19 y la ocupación en las camas de hospitales es de un 19 por ciento.

A través de un comunicado, la dependencia señaló que los 2 mil 395 casos se concentran en 43 municipios, entre ellos Acapulco con mil 78; Chilpancingo, 664, Zihuatanejo 223; Iguala, 85, Tecpan de Galeana 48; Taxco 44; Ometepec, 36, Tixtla 27 y La Unión, 13 casos.

Según la Secretaría de Salud, Guerrero se mantiene en el lugar 24 con mayo número de casos de Covid-19 en el país.

Aunque el número de casos aumentó, la Secretaría de Salud federal mantiene el semáforo verde epidemiológico.

El gobierno de la morenista Evelyn Salgado Pineda aún no difunde acciones para contener la propagación de este virus en Guerrero.

Esta última semana, el gobierno estatal promocionó los destinos turísticos de Acapulco, Zihuatanejo y

Taxco para que los turistas nacionales y extranjeros venga a visitarlos en esta temporada de vacaciones de verano.

 


Congreso sesiona de manera virtual por contagios de Covid-19

 

Texto: ​Jesús Guerrero

Fotografía: Facebook Congreso del Estado de Guerrero

5 de junio de 2022

Chilpancingo

 

 

El Congreso local reanudó este miércoles las sesiones ordinarias de manera virtual debido a que varios legisladores y trabajadores están contagiados por el Covid-19.

A través de un comunicado, se informó que la sesión ordinaria de este miércoles será transmitida a través de la página electrónica del Congreso.

Héctor Apreza Patrón, coordinador de la fracción parlamentaria del PRI, dijo estar contagiado de coronavirus pero que hay otros diputados que también están enfermos por este virus además de trabajadores del Congreso.

«Estamos hablando de unas 30 personas del Congreso contagiados, entre ellos, algunos diputados y trabajadores».

Señaló que él cumplió diez días en aislamiento y que ya va de salida.

«Me haré la prueba y si salgo negativo me voy a reincorporar a mis actividades legislativas a más tardar el próximo lunes».

El pasado domingo 3 de julio, Apreza Patrón no estuvo en el acto de toma de protesta del nuevo dirigente estatal del PRI, Alejandro Bravo Abarca, quien lo relevó en el cargo.

Desde a mediados de junio de este año aumentaron los casos de Covid-19 en Guerrero aunque eso no se refleja en las hospitalizaciones y defunciones como durante varios de los meses del 2020 y 2021, cuando la pandemia estaba en su punto máximo.

Aquí en Chilpancingo en los últimos días crecieron filas de personas en la alameda Granados Maldonado para que personal médico de la Secretaría de Salud realicen la prueba.

Según el reporte oficial, en las últimas 24 horas se registraron 357 casos de Covid-19 en Guerrero.

Los contagios activos sumaron 294 casos en un día y actualmente ascienden a mil 393, señala el informe de Salud Federal.

Con descontento y desorganización se llevó a acabo el tercer día de vacunación

Desde el pasado miércoles que comenzó la Jornada de vacunación las manifestaciones, protestas e inconformidades se hicieron presentes.


Texto: José Miguel Sánchez
Fotografía: Amílcar Juárez
1 de julio de 2022
Chilpancingo

Por tercer día consecutivo, entre protestas e inconformidades, se llevó acabo la jornada de vacunación contra el Covid 19 para niños y niñas de cinco a 11 años.

Los padres y madres de familia se inconformaron porque, de último minuto, la delegación del Bienestar en Guerrero informó la noche de ayer que debido a la alta demanda de vacunación el orden se recorría.

Alrededor de las 10 de la noche de ayer, el delegado del Bienestar en Guerrero, Iván Hernández Díaz, informó que la jornada sería modificada, debido a que se superó la expectativa.

El mensaje del delegado indicaba que el día de hoy se atenderían a niños con las letras de la O a la R, en el hospital del IMSS, el General Raymundo Abarca Alarcón y el Hospital de la Madre y el Niño Guerrerense.

Se informó que en el ISSSTE serían atendidos los niños y niñas que el día de ayer no alcanzaron vacuna, junto con una ficha que les fue entregada el día anterior.

Desde el pasado miércoles que comenzó la Jornada de vacunación las manifestaciones, protestas e inconformidades se hicieron presentes.

En el hospital del ISSSTE, los padres de familia mencionaron que se formaron desde las cuatro de la mañana para obtener una ficha y que no sabían que ese punto de vacunación era solo para las personas que el día de ayer no se vacunaron, por lo que a las 10 de la mañana se manifestaron en la avenida Rufo Figueroa, frente a las instalaciones del ISSSTE.

Las madres y padres de familia bloquearon de manera intermitente la avenida y exigieron la presencia del delegado Iván Hernández para exigirle agilidad en el proceso de vacunación para sus hijos.

“No puede ser que nos hagan esto, uno se organiza desde un día anterior para evitar estos problemas, y aparte exponemos a los niños con esta lluvia”, mencionó una madre de familia.

A la protesta llegó la delegada del Bienestar en la zona Centro, Lupita Deloya Bello, quien ante la insistencia de los padres permitió que se vacunaran los niños que no tenían ficha.

Al medio día, el proceso de vacunación se había normalizado, y los servidores de la nación informaron que el centro de vacunación estará abierto hasta que se agoten las vacunas.

En el Hospital de la Madre y el Niño Guerrerense, la inconformidad fue porque las vacunas se acabaron desde el mediodía, muchos niños se regresaron sin recibir la vacuna y a continuar buscando otro centro de vacunación.

En el Hospital General de Chilpancingo, y en la clínica del IMSS, desde las ocho de la mañana se registraron inconformidades de parte de los padres, por las largas filas, el tiempo de espera y el cambio de última hora en la logística de vacunación.

De acuerdo con le delegación del Bienestar se realizará una convocatoria especial para los niños y niñas que faltan por vacunarse y para los municipios restantes.

 

Salir de la versión móvil