"No quiero un huesito de mi hijo, lo quiero entero y vivo", dice Natividad, madre de normalista

Texto: Ampola periodismo 

Fotografía: Oscar Guerrero

18 de junio del 2021

Omeapa

 

Natividad de la Cruz se enteró que restos de su sobrino Jhosivani Guerrero de la Cruz fueron hallados en Cocula y sólo espera que su hijo Emiliano, también estudiante de la Normal Rural de Ayotzinapa desaparecido en Iguala, no esté muerto.

 

“Yo no quiero un huesito de mi hijo, lo quiero entero y vivo”, dice la mujer, quien, a la vez, también confía en que su sobrino siga vivo.

 

Natividad vive a dos cuadras de la casa de su hermana Martina de la Cruz y de su cuñado Margarito Guerrero, padres de Jhosivani, en Omeapa, un pueblo de Tixtla de donde son originarios, en total, tres de los normalistas desaparecidos.

 

Emiliano Gaspar de la Cruz y Everardo Rodríguez Bello son los otros dos normalistas de esta comunidad desaparecidos. El 5 de febrero del 2018, Minerva Bello, mamá de Everardo Rodríguez Bello, murió de cáncer.

 

El miércoles pasado, el titular de la Unidad de Investigación y Litigación del caso Ayotzinapa, Omar Gómez Trejo, confirmó la identificación de restos de Jhosivani que fueron hallados en una barranca de Cocula. Los restos fueron reconocidos en por la Universidad de Medicina de Innsbruck desde 2015 y recientemente confirmada la identificación.

 

A Natividad se le rodaron las lágrimas cuando dijo que su hijo Emiliano cumplirá 28 años el próximo 25 de agosto. La señora muestra algunas fotografías de él y del lugar donde dormía en casa.

 

Contó que antes de antes de que su hijo desapareciera, el muchacho estuvo trabajando en una fábrica de mezcal y logró reunir 200 litros que ella misma vendió, recurso que le servició para mantenerse durante el tiempo que participó en las protestas para exigir al gobierno de Enrique Peña Nieto su presentación con vida.

 

Celso Gaspar, esposo de Natividad, no estaba en la casa, porque desde muy temprano salió a trabajar en su tierra de labor.

 

Han transcurrido seis años con casi nueve meses de la desaparición de los 43 estudiantes, de los cuales 14 son de Tixtla. Todos son hijos de campesinos.

 

En el 2020, fueron localizados en la Barranca de la Carnicería, en Cocula, los restos de Cristhian Alfonso Rodríguez Telumbre quien vivía en el barrio de Santiago, en Tixtla que es la cabecera de este municipio.

 

Natividad comentó que es desesperante no saber dónde está su hijo. “Porqué se los llevaron, ellos no son delincuentes; que el gobierno en verdad investigue, indica.

 

Recordó que durante la administración del presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018), una persona que se supone era funcionario de gobierno les ofreció dos millones de pesos.

 

“Nosotros no aceptamos nada y le dijimos a esa persona que lo que queríamos era a nuestro hijo”, mencionó.

 

Natividad arremete contra los ex líderes estudiantiles de la Normal Rural de Ayotzinapa, a quienes acusó de haberse llevado a Iguala a los normalistas de primer año. Dijo que entre los dirigentes responsables está David Flores, alías La Parka y Omar García, esté último, según Natividad, vivió en Omeapa y tenía otro nombre.

 

–¿Confía usted en que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador va a dar con el paradero de los normalistas?, –se le preguntó.

 

–En la plática que tuvimos un día con el presidente, él nos prometió que a nuestros hijos los vamos abrazar y yo espero que así sea, porque yo quiero abrazar a mi hijo”.

 

Cuenta que a raíz de la desaparición de su hijo Emiliano a ellos les ha ido muy mal económicamente. "Teníamos unas vaquitas y puercos y los vendimos", compartió.

 

Agregó que ella ya no ha podido ir a las protestas porque está enferma, sólo va su esposo Celso. "Yo espero y tengo fe en Dios de que mi hijo va a regresar”, insiste la madre de Emiliano.

 

mascar