Inicia campaña Evelyn Salgado y su papá se lleva las palmas

Texto: Amapola Periodismo

Fotografía: Oscar Guerrero

6 de mayo del 2021

Acapulco

 

La candidata morenista a gobernadora, Evelyn Salgado Pineda, empezó su campaña en un acto donde la figura estelar fue su padre, el senador con licencia Félix Salgado Macedonio.

 

“¡Félix, Félix!”, “¡No estás solo, no estás solo!”, son algunas frases que le gritaron a Salgado Macedonio cuando entró junto a la candidata a la plaza de la colonia La Laja, al mediodía de este miércoles.

 

El senador con licencia respondió: “¡Evelyn, Evelyn” y logró que los asistentes corearan el nombre de su hija, quien convocó a una concentración y a un mitin en ese lugar como arranque de campaña.

 

Durante el acto de Evelyn Salgado se notó el músculo político de Morena que gobierna este municipio. Colonos, estudiantes y transportistas acudieron al mitin.

 

Previo a la llegada de Salgado Macedonio y su hija, los organizadores empezaron a calentar el ambiente presentando a dos cantantes que le compusieron varias canciones a la candidata.

 

La diputada federal por el distrito 4, con sede en el puerto, Rosario Merlín García, se vistió con un traje típico para bailar una chilena.

 

“Lo que tiene que hacer la diputada para ganar votos”, comentó un morenista al referirse a la legisladora federal que pretende reelegirse en el cargo.

 

Vestida con una blusa blanca, pantalón de mezclilla y con un sombrero típico de la región de Tierra Caliente, Evelyn Salgado llegó en un automóvil color gris. La acompañada su padre, Félix Salgado Macedonio y su madre, María de Jesús Pineda Echeverría

 

Protegidos por una valla humana, los tres cruzaron la cancha de usos múltiples y se instalaron en el templete.

 

 

El dirigente estatal de Morena, Marcial Rodríguez Saldaña, abrió el mitin solicitando a los asistentes guardar un minuto de silencio en señal de luto por las 25 personas fallecidas en la Ciudad de México durante el accidente en la línea 12 del Metro.

 

“¡Ya, que hable Félix y después Evelyn!”, se escuchó gritar a un morenista que estaba hasta atrás de la multitud.

 

A Salgado Macedonio no le dijeron dos veces, de inmediato tomó el micrófono para iniciar su discurso que duró 19 minutos con 38 segundos, sólo seis minutos menos que el de su hija, la candidata.

 

Al inicio de su mensaje, el senador con licencia arremetió otra vez contra el Instituto Nacional Electoral (INE). Denunció que el órgano electoral ya le notificó a su hija Evelyn que lleva gastados un millón 37 mil 97 pesos en su campaña y que debe reportarlos. También expuso que el INE tardó días en dar las claves de acceso a los gastos de campaña.

 

“Hasta ayer (martes) en la tarde nos dieron las claves y hoy es el primer evento de Evelyn y le dieron un plazo hasta las 12 de la noche de mañana jueves para que rinda su primer informe de gastos de campaña”, comentó Salgado Macedonio.

 

Indicó que él durante su campaña, que duró dos semanas, no gastó más de 700,000 pesos y Evelyn, quien lleva un día de campaña, según el INE ya gastó más de un millón.

 

“Nos trae cortitos el INE, pero también nosotros los vamos a traer cortitos”, advirtió e inmediatamente arengó: “¡Va a caer, va a caer, el INE va a caer!”. Todos los asistentes lo siguieron.

 

Dijo que luego de las votaciones regresará al Senado de la República, donde participará en aprobar la reforma electoral.

 

“De una vez les digo que el INE se va al rancho de Andrés Manuel López Obrador”, comentó en referencia a la hacienda que tiene el presidente en Chiapas y que se llama La Chingada.

 

 

Ex funcionarios de la administración del ex gobernador Zeferino Torreblanca Galindo, entre ellos, los ex secretarios de Administración y Finanzas, Carlos Álvarez Reyes y el de Educación, José Luis González de la Vega, estuvieron en el acto de campaña. Salgado Macedonio fue alcalde de Acapulco cuando Torreblanca Galindo era gobernador de Guerrero.

 

En su amplio discurso, el morenista se quejó de que el INE y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) sólo trae los ojos contra Morena, y obvia al otro candidato, al parecer en referencia al de la coalición PRI-PRD, Mario Moreno Arcos, porque, comentó, hace campaña en aeronave y tiene bañado el estado de espectaculares.

 

“Los adversarios pensaron que nos tenían en la lona, pero se equivocaron e incluso pensaron que íbamos a llorar de tristeza, que íbamos a violentar, tapar carreteras, casetas y tomar las armas, pero les salió el tiro por la culata”, agregó.

 

Dijo que los guerrerenses ya decidieron y que Morena va a gobernar con Evelyn Salgado Pineda.

 

El ex candidato a la gubernatura prevé que los enemigos políticos de su partido continúen con la guerra sucia y cada día más fuerte, porque se acercan las votaciones.

 

Por esa razón, aun cuando anunció que acompañaría a la candidata a todos los actos de campaña, mencionó que acudirá sólo algunos, porque se organizará la estructura electoral y de defensa del voto.

 

Después atajó: “Evelyn es mejor que yo y va a ser una buena gobernadora. Ella va a gobernar”. Hay señalamientos públicos de que detrás de la candidatura de Salgado Pineda estuvo su padre, y que de ganar la elección, también lo esté de su administración, y al parecer a eso se refirió Salgado Macedonio.

 

Siguió: “Evelyn es inteligente, es muy sabia, muy serena, muy prudente. Ella ha sido mi consejera y está mejor preparada que yo”.

 

En su discurso, Evelyn Salgado mencionó dos veces a su padre como su “referente ideológico”. “Es nuestro toro sin cerca", repitió otra tantas veces más frente a la multitud.

 

La gente respondió: “¡Félix, Félix!”. Salgado Macedonio, vestido de una guayabera guinda, sonreía.

 

Evelyn leyó su discurso. A diferencia de su padre, no prendió los ánimos de los asistentes. Comentó sus propuestas de gobierno que, en su mayoría, son las mismas que su padre, y son, entre otra, el combate a la corrupción, apoyo a los discapacitados, y la creación de la Subsecretaría de Asuntos Indígenas.

 

“Vamos aumentar salarios a los policías, además, aquí los funcionarios no tendrán guaruras o escotas”, agregó.

 

Al final, Félix Salgado le levantó la mano a su hija y dijo: “ahorita somos dos, un toro y una tora”.