¿Has visto a…? La FGE reporta localizados a los menores asesinados de la familia de Acapulco

A las mujeres las quita del registro del protocolo Alba


 

Texto: Marlén Castro

Fotografía: Angie García

20 de noviembre del 2019

 

La Fiscalía General del Estado (FGE) colocó la leyenda “localizados” sobre los rostros de Pedro Ramírez Gutiérrez, de 16 años, y René Orfanel Calderón Gutiérrez, de 11 --en el registro oficial de la Alerta Ámber-- los dos menores de la familia de la colonia Simón Bolívar, de Acapulco, hallados asesinados el pasado 15 de noviembre, justo al mes de que la desaparecieron un grupo de hombres

En el caso de las dos mujeres de la familia, una de ellas adulta mayor, Honorina Rendón Ríos, de 70 años, y Adriana Gutiérrez Rendón, de 30, la FGE las borró del registro oficial del protocolo Alba, mecanismo activado para la búsqueda de mujeres desaparecidas de 18 años en adelante.

El quinto miembro de esta familia privada de su libertad Hiram Josué Almazán Gutiérrez, de 19 años, por su edad y ser hombre, no fue registrado en ningún mecanismo de búsqueda. La FGE emitió una especie de pre alerta ¿Has visto a…? para la búsqueda de personas desaparecidas.

Aunque la familia de Honorina denunció las cinco desapariciones el mismo día que se llevaron a todos, la FGE activó los mecanismos Ámber y Alba, dos días después, cuando los protocolos de ambos establecen que debe ser de forma inmediata.

La familia completa fue sustraída de su vivienda la mañana del 14 de octubre por integrantes de un grupo armado molestos porque Honorina no quiso venderles cervezas.

De cualquier forma, con mecanismo activado, la FGE sólo realizó actividades de búsqueda hasta después del 25 de octubre, porque los vecinos y familiares marcharon por el Bulevar de las Naciones, una avenida con mucho tránsito de turistas, y protestaron frente a las oficinas de la Promotora Turística de Acapulco (Protur), donde despacha el gobernador Héctor Astudillo Flores cuando atiende asuntos del puerto.

La marcha fue el 24 y Astudillo recibió a los familiares el 25, donde dio a conocer el nombramiento de dos vicefiscales que harían las investigaciones para dar con el paradero de los cinco.

 

Pedro, René y la Alerta Ámber

La FGE colocó las leyendas de localizados sobre las fotos de Pedro y René Orfanel durante la tarde del martes 18 de noviembre, alrededor de las 17:00 horas.

De acuerdo con la página oficial de la FGE del registro Alerta Ámber, Pedro y René Orfanel, hijos de Adriana Gutiérrez, habrían sido localizados. En este registro, la dependencia no reporta la forma como son hallados. Pedro tiene en este registro el número de carpeta 098/2019 y René Orfanel el 097/2019.

Es decir con Pedro y René, durante el 2019, se habían reportaron como desaparecidos 98 menores de edad en el estado de Guerrero.

Estos 98 menores que por alguna circunstancia desaparecieron, no son todos los casos ocurridos. Son los que fueron denunciados y la Fiscalía abrió el expediente de investigación. Guerrero es el estado con el mayor número de delitos no denunciados, seguido del Estado de México y en tercer lugar Tamaulipas, de acuerdo con el Índice de Impunidad 2018, elaborado por la Universidad de las Américas.

El registro Alerta Ámber indica que hasta la fecha del 2019 se han reportado como desaparecidos 110 menores de edad. El más reciente es el caso de Ana Kristal Catalán Batián, de 15 años, por quien la alerta se activó el 17 de octubre y de quien la dependencia informó su localización el 19 de octubre.

En el caso de Pedro y René Orfanel se conoce la forma cómo fueron localizados por la notoriedad del caso de toda una familia privada de su libertad. Pero las circunstancias de cómo son localizadas las personas desaparecidas pocas veces es reportada.

De este registro, sobresale el caso de Adrián Ayala Abarca, de 17 años. El menor desapareció en Acapulco el 9 de abril del 2019. Su cadáver desmembrado apareció días después en una bolsa negra. Adrián era originario de Tenexpa, una localidad del municipio de Tecpan de Galeana, en la Costa Grande. En este caso, la FGE mantiene la alerta. Parece que no se enteró que fue hallado.

La primera vez que se puso en marcha la alerta Amber en Guerrero fue el 23 de enero del 2017 por la desaparición de Santiago de la Cruz Ramírez, de 17 años, de Acapulco, quien hasta la fecha no ha aparecido.

A partir de la desaparición de Santiago de la Cruz Ramírez y hasta la de Ana Kristal Catalán Batián la alerta Ámber en Guerrero ha sido activada 190 veces, y sólo han sido localizados 89 menores, aunque dos fueron localizados asesinados, el caso de Pedro y René. Es decir 101 niños y niñas siguen desaparecidos, de acuerdo con el registro oficial.

Este registro es inexacto y tiene fallas serias. Para empezar hay dos direcciones electrónicas para acceder al registro. Uno de ellos es un enlace roto. El efectivo aparece sólo si se tiene la url correcta. No es fácil acceder al registro. Al hacerlo saltan las inconsistencias. Algunas desapariciones de niñas o niños no tienen número de carpeta. Es decir, oficialmente no van a aparecer en la estadística de la alerta, y algunos son números duplicados.

Este registro tampoco da cuenta de lo grave de la situación de las desapariciones en Guerrero. Por ejemplo, no se registra el hecho de que Pedro y René Orfanel son hermanos, que desaparecieron junto con otro hermano, su madre y abuela, en un solo evento. No establece cómo es que están en calidad de desaparecidos. Hay un apartado en este registro que acompaña las fotos que dice Resumen de los hechos en los que sólo se anota: fue visto por última vez en el puerto de Acapulco de Juárez. Eso es todo.

 

Honorina y Adriana en el protocolo Alba

El 16 de octubre del 2019, se activó el protocolo Alba por las desapariciones de Honorina Rendón Ríos, de 70 años, y Adriana Gutiérrez Rendón, de 30. En el registro oficial Honorina aparece con el número 055/2019 y Adriana 056/2019, es decir, que durante 2019 antes de la madre e hija se había activado este protocolo 54 veces por las desapariciones del mismo número de mujeres.

La tarde del martes 19 de noviembre, Honorina y Adriana fueron borradas de este registro. En la página oficial de la FGE del protocolo Alba ya no aparecen. Ahora, de la carpeta 054/2019 que es el caso de Alondra Juliana Arredondo Torres se pasa al 057/2019 que corresponde a Reyna Alvarado Quebrado.

Alondra, de 18 años, de Acapulco, habría sido localizada el 10 de octubre, cuatro días después de que se reportó su desaparición y Reyna, de 22 años, de Teloloapan, quien desapareció desde el 25 de septiembre del 2019 pero la alerta se activó hasta el 17 de octubre, todavía sigue en esa condición.

De acuerdo con el registro oficial de la FGE, a la fecha del 2019, el protocolo Alba se ha activado 64 veces por el mismo número de desaparición de mujeres mayores de 18 años. El más reciente es el caso de Itzayana Carolina Brito Estrada, de 20 años, quien se habría perdido en Iguala el 11 de noviembre. Itzayana continúa sin localización.

El acuerdo para la implementación del Protocolo Alba se aprobó en el Congreso local en julio del 2016, pero la FGE lo echó a andar dos años después, hasta junio del 2018 y la primera alerta se emitió hasta noviembre por la desaparición de Karla Mariel Rodríguez Trejo, quien había desaparecido desde el 30 de junio. Karla Mariel continúa desaparecida.

Los avisos por las desapariciones de Honorina y Adriana en el apartado de Señas particulares, donde se anotan informaciones que pueden servir para dar con el paradero de esas personas, dicen que están en pijamas y descalzas.

El protocolo Alba tampoco tiene mecanismos que den cuenta de la gravedad de las desapariciones de mujeres mayores de 18 años. Por ejemplo, no se registra el hecho de que Honorina y Adriana son madre e hija y que desaparecieron junto con los hijos de Adriana en un mismo evento.

 

Hiram Josué en ningún protocolo

La desaparición de Hiram Josué, de 19 años, no fue registrado en ningún mecanismo de búsqueda. No es menor de edad, condición para activar un protocolo por su desaparición como parte de la Alerta Ámber. Es mayor de edad y para los hombres mayores que desaparecen no existen protocolos que obliguen a las autoridades a la búsqueda inmediata.

Por Hiram Josué la FGE emitió una especie de pre alerta ¿Has visto a…? para la búsqueda de personas desaparecidas.

Su expediente es un archivo que no forma parte de ninguna lista. Es un dato suelto entre las carpetas de investigación de la FGE.

En las circunstancias de su desaparición la FGE sólo anota: fue visto por última vez en Acapulco de Juárez el día 15 de octubre.

 

 

 

 

 

 

 

Este trabajo fue elaborado por el equipo de Amapola. Periodismo transgresor. Se autoriza su reproducción siempre y cuando se cite claramente al autor.